Vitíligo

por • 02/06/2014 • Cuidados de la piel, DesehadasComentarios (0)1556

Es un tema complicado y requiere hablar con cuidado. Ya que es una enfermedad que puede afectar psicológicamente a los pacientes.

En la mayoría de los casos comienza entre los 10 y los 30 años. El vitíligo es una enfermedad degenerativa de la piel, en la que los melanocitos (las células responsables de la pigmentación de la piel) mueren. Los melanocitos son células que fabrican melanina, que es la sustancia que da color al pelo y a la piel. Se desconoce la causa de esta desaparición celular. El vitíligo se asocia con otras enfermedades como: diabetes, tiroiditis de Hashimoto, hipotiroidismo e hipertiroidisimo y enfermedad de Addison.

Las manchas suelen aparecer por un traumatismo, en situaciones de estrés y  tensión emocional.

 

Existen varios tipos de vitíligo según su forma de aparición:

1)     Localizado: exclusivamente en manos o cara.

2)     Segmentario: aparece como gruesas líneas a lo largo de la piel. Este tipo casi nunca se extiende más allá de la región inicial.

3)     Generalizado: en varias zonas corporales, próximas unas a otras.

4)     Disperso: se encuentra en distintas zonas, alejadas unas de otras.

5)     Universal: por casi toda la superficie del cuerpo.

 

Tratamiento del vitíligo

El tratamiento siempre deberá ser específico para cada paciente… Lo más importante en primer lugar es la fotoprotección, ya sea con cremas solares o con ropa, para evitar quemaduras que puedan dar lugar a la formación de más lesiones. Estas cremas solares, además de proteger la piel enferma, limitan el bronceado de la piel sana.

 

En tratamiento tópico se usan corticoides potentes como el valerato de betametasona al 0,1% o clobetasol al 0,05%. Otros tratamientos tópicos combinan kellina, calcio y pseudocalatasa con rayos UVA y UVB, con resultados bastantes satisfactorios.

 

En el vitíligo facial se usa fenilalanina oral 45 minutos antes de la exposición solar.

 

En vitíligos estables se han empleado técnicas quirúrgicas. Se trasplantan melanocitos activos desde otras áreas del cuerpo del paciente. Esta técnica puede ser útil para manchas segmentarias.

 

El tratamiento más efectivo para pacientes mayores de 10 años es el PUVA oral (fotoquimioterapia). Consiste en la ingesta de psoralenos dos horas antes de la exposición a rayos UVA. Se realizan 2-3 sesiones por semana durante 6-18 meses. Con ello se estimula a los melanocitos que aún funcionen. Logra repigmentaciones hasta en un 40-50% de los casos. No se aconseja en niños menores de 10 años.

 

La despigmentación tiene como objetivo unificar el color de la piel en pacientes con un vitíligo muy extenso o en los que fracasó el PUVA. Se realiza un blanqueado de la piel normal mediante cremas con monobenciléter de hidroquinona al 20% dos veces al día. El resultado final es que toda la piel del enfermo se torna de un blanco tiza, similar al de las lesiones del vitíligo.

 

Espero que este post os haya sido útil y si alguna de vosotras cree que la padece… lo importante es ir al dermatólogo.

 

Besos mis chicas.

Pin It

Posts relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *